Crítica de ‘The Boy’ (William Brent Bell, 2016)

 

Querido Brahmsy

 

Hoy he tenido la suerte de conocerte y créeme, te entiendo. Ha sido una suerte que los productores hayan elegido para contar tu historia en imágenes a William Brent Bell, un director del género de suspense y terror al que aprecio por películas como Devil Inside (2012) y que cada vez lo hace un poco mejor. No es para menos, porque el guión de Steacy Menear donde te das a conocer por primera vez, es magnífico. Así lo demostró su inclusión en la Black List, esa lista de guiones que se consideran de gran calidad pero que no terminan de encontrar productor. Y conociendo lo que ha sido tu vida, es casi normal que hayas pasado por esa lista. Lo tuyo son las zonas oscuras, ¿verdad? Es el primer guión que se rueda de Menear y espero con ganas que pronto haya muchos más que nos descubran otros personajes como tú.

 

Cartel de ‘The Boy’ dirigida por William Brent Bell

Cartel de THE BOY

 

También comprendo que todo se haya desatado con la llegada de tu nueva niñera, Greta. La interpreta Lauren Cohan, una actriz que tiene la virtud de alterar la atmósfera de cualquier secuencia en la que aparece. Así sucedió con su personaje en la serie The Walking Dead de la que ya es una imprescindible, y así ha sucedido cuando ha pisado por primera vez la mansión de tus padres. Hasta tal punto has notado su presencia que no has podido evitar esconderle los zapatos a su llegada, aún sin saber nada de ella. No te culpo, yo le hubiera escondido el equipaje entero. Si te fijas bien, descubrirás en ella también a Martha, la madre de Batman en esa breve secuencia inicial de Batman vs Superman que Zack Snyder se ha marcado para resumirnos el drama de sus padres y que me parece una gloriosa pieza de cine.

 

Fotos de ‘The Boy’ con Lauren Cohan

 

Crítica de ‘The Boy’ con guión de Stacey Menear

Pero, ¿sabes que es lo que más me gusta de tu historia, de la forma en la que guionista y realizador la han contado? Que no juegan conmigo como espectador, que no me engañan. En tu historia, titulada The Boy, no hay ninguna suspensión de la realidad ni ninguna rendición a los efectos especiales para epatar al espectador gratuitamente. Ni siquiera referencias a otras películas con muñecos. No, en The Boy todo el suspense queda explicado con una lógica aplastante y sin concesiones a misterios inexplicables que han llegado hasta el presente, leyendas atávicas que se rebelan o espíritus cabreados a la búsqueda de víctimas.

Productores y técnicos han comprendido bien tu complejidad y han pergeñado una película pequeña y tensa, eficaz y bella en su concreción, como tu piel de porcelana. No necesitas nada más. Tu mundo es el de los recovecos, el del amor infantil mal fraguado en esa casa de ventanas selladas donde Greta ha aprendido a entenderte, quizá a quererte. No estés tristes porque tu estreno no sea en pantalla grande como mereces. Tú vas a ser un regalo que los aficionados al género de terror van a descubrir con deleite en las estanterías virtuales de las plataformas de vídeo online y en las tiendas de DVD y Blu-Ray. Porque lo tuyo no son los espacios abiertos, ahora ya lo sabemos. Lo tuyo son las estancias recoletas, el silencio y esperar pacientemente. Miles de Gretas van a descubrirte con placer como yo le he hecho hoy para incluirte en mi antología de personajes perturbadores junto a Leatherface, por lo menos.

Espero verte pronto en una secuela. Hasta entonces, recibe mi beso de buenas noches.

 

Tráiler de ‘The Boy’ con Lauren Cohan

 

Compartir
Crítico y editor en CineCrítico. Adscrito a Online Films Critics Society.

Dejar respuesta

cinco × dos =