El eslabón podrido: pueblo chico, infierno grande

El eslabón podrido es el nuevo filme de terror del cineasta Valentín Javier Diment que se estrena en la Argentina esta semana.

La película, que cuenta con las actuaciones de Luis Ziembrowski, Marilú Marini, Paula Brasca, entre otros, se desarrolla en torno a los extraños acontecimientos que suceden en un claustrofóbico pueblo sobre el que yace una antigua maldición.

El filme es una alegoría salvaje y violenta sobre el espíritu retorcido que puede tener la condición humana. Según palabras del cineasta, en El eslabón podrido el tema central es el encierro; el encierro al que se ve sometido un pueblito aislado, el que sufren familias endogámicas, y la reclusión de los habitantes de un pueblo a su propia y estrecha condición.

El eslabón podrido, ha sido premiado con el galardón a la Mejor Película en el festival FANT Bilbao, España.

el eslabon podrido

Sinopsis de El eslabón podrido

Un pequeño pueblo de tan solo unas 20 casas, es un enclave casi medieval aislado del tiempo en medio del campo. En él viven Raulo, un leñador de 50 años con retraso mental, su madre que es curandera y padece demencia senil, y su bella hermana de 28 años, que es la prostituta del pueblo.

Ellos se cuidan y se quieren de forma incondicional, y casi no tienen relación con la gente del pueblo a no ser por sus trabajos, pero un día la cosa cambia…

Compartir
Redactora en Cinecrítico.

Dejar respuesta

veinte + 15 =